Share

Arco Iris

Mañana campestre

Mañanas campestres
perfumadas de azahar.
Un gorrión se escapa de tu voz,
en el río la cara de los dos.
El viento nos cuenta
la historia de un lugar.

Corramos al bosque
a preguntarle a un nogal
si es verdad que llueven rosas de cristal,
si la luna se ha ido a pasear.
Y el viento nos cuenta
la historia de un lugar.

Mañanas campestres.
Mañanas campestres.