Share

Almafuerte

Hombre peste

Una madre lloraba de descontento.
Pues su hijo escapando fue descubierto.

La familia toda a pleno lamentó la herida,
de esa madre dando el grito,
de porqué le hiciste esto a mamita.
No faltó el bruto consejo de avisarle a la policía.
La falopa tiene droga.
Gritó el tano de la esquina.

Se atomó la maiguana
informó el tío Cose
y enterado el vecindario,
internado sé que fue.

Charlas de reventados, arrepentidos.
No evitaron que fugase,
de un salto limpio.

Por el parque Leloir, llegó al oeste.
Y con chamuyo legal,
testeó el ambiente,
encontrando así a su igual,
rápidamente.
Pues para escaparse ha nacido.
El hombre peste