Share

Raíz

Nada que perder

Dónde vas si no es que te llaman tus emociones?
Qué esperás si ya no demostrás orgullo con tus acciones?
Busca seguir siempre de pie, respetando tu propio ser, conservando tu dignidad.
Nadie más puede comprender que tus ilusiones pueden ser realidad.
Sólo dependés de tus decisiones.
Busca seguir siempre de pie para nunca dejar de ser.
Jamás pierdas tu integridad.
Por qué es tan difícil ver cuando hay tanto que perder?
Arde tu fuego y empieza a quemar donde todo es sentir, palpitar.
Sostené tu ideal defendiéndolo hasta el final.
Hierve tu sangre que llama a pelear; imposible volver hacia atrás.
Libertad, identidad; pensá bien que te queda al final.
Por qué es tan difícil ver cuándo hay tanto que perder?