Share

Mancha de Rolando

Los libres

Una vez, caminando como loco amanecer, te crucé
Olvidé que venía de mi eterno renacer y jugué
Con tu nombre, con tu herida y con tu edad
Así aprendí tu libertad
No era el tiempo, no era el día, ni el lugar para vos
Pero marcaste mi frente, mi presente
Tan urgente, es pura suerte

Acá me ves, pasó el tiempo y una noche regresé y te busqué
Fuimos tres, que viajábamos al borde del andén, sin caer
Fueron noches en que no quisiste hablar
Pero igual me pedías más
Pasó el tiempo y aprendí que hay libertad para dos
Y así marcaste mi frente, mi presente
Tan urgente, es pura suerte

Ya corrimos en otra dirección, ya tocamos fondo
Un espejo que al final se rompió
Y que al volar lastimó
Fue mi frente la que sangró y sangró
Mi presente el que cambió por vos
Tan urgente pero esperó tu voz
Fue pura suerte.