Share

Ignacio Copani

No te vayas

Yo si ti, timonel del rumbo hacia la nada,
bailarín sin un pie, cubano en alhabama.
Yo sin ti donde iré a remendar mi alma,
a cubrir esta piel desierta, congelada
sin la llama de tu piel...
No te vayas... no te vayas...
Tú sin mi, para qué... va a darte mala suerte,
tu nariz va a crecer, tu pelo va a caerse,
va a invadir al país un monstruo extraterrestre
y tú sin mi no tendrás lugar para esconderte
a salvo de algo tan feroz...
No te vayas... no te vayas...
Si es necesario, juro que soy capaz
de bajar estrellas solo para alumbrarte,
si es necesario tiraré por el mar
más de cien botellas con un solo mensaje:
No te vayas... no te vayas...
Yo sin ti, timonel de naves amarradas,
tan feliz como un pez en medio del Sahara.
Tú sin mi... para qué, quien va a darte batalla
y rendirse otra vez sin condición, sin trampas
a la planta de tus pies...
No te vayas... no te vayas...
Si es necesario, juro que soy capaz
de bajar estrellas solo para alumbrarte,
si es necesario tiraré por el mar
más de cien botellas con un solo mensaje:
No te vayas... no te vayas...
Si es necesario, juro que soy capaz
de dejar los juegos y jugarme por tu alma,
si es necesario, para hacerte acordar
pintare las calles solo con tres palabras:
No te vayas... no te vayas...