Share

Richter

Cien mil espinas

Aunque la vida me dejó parado aquí
yo me olvidé en alguna parte
no eché raíces para mantenerme en pie
y ahora me encuentro a cada instante
el mundo gira aunque yo no lo pueda ver
todo se vuelve tan distante
sabiendo que ya no hay lugar donde correr
alguien me lleva por delante
todos tenemos un muerto en el placard
de nuestra vida
por cada cruz con que tenemos que cargar
cien mil espinas
aunque mi tiempo retrocede al avanzar
llego muy tarde a cada cita
cuento los días de adelante para atrás
cuando los cuento me los quitan
el tren arranca y todavía no sé bien
en que estación voy a bajarme
no tengo mapa, y encima, cada vez
me pesa más el equipaje
nada está a salvo de volverse contra mí
todos son males necesarios
ya no confío en la inocencia de este fin
aunque demuestre lo contrario
todos tenemos un principio y un final
cien mil historias
por cada una un precio que pagar
que nadie cobra