Share

Richter

Tan distintos, tan extraños

Hasta que el viento devuelva
tu eco en mis oídos
hasta que se resuelva
la huida del destino
me dejé enredar
en la madeja del deseo
para soportar
el frío de este invierno
y qué supusiste que haría
hasta que volvieras?
el tiempo es una aguja
en un reloj de arena
planeo sobre mares tan inquietos
no existe el tiempo que me lleve
hasta aquí
tenías miedo
de tus propios miedos
y bebiste frases
que murmuraba el viento
cuando arrojes al mar
las dudas que te inquietan
duérmete en mis brazos
y déjate llevar
y qué dirías ahora
que hemos despertado?
somos tan distintos?
somos tan extraños?