Share

Ciro & Los Persas

5 bestias

Cinco animales sedientos bailan en la rambla,
hay rayos en el horizonte y, en sus cuerpos, electricidad.
Besan sus ojos los ojos, los pelos al cielo,
las puertas abiertas del auto aúllan un ritmo infernal.

El embajador salvó su moto,
pero las banderas en la escalera
arden, arden en un espiral.

Nadie quiere que se acabe el baile,
nadie quiere ahora abandonar.
Hay amor eléctrico en el aire,
cinco bestias, a orillas del mar.

Cinco animales sedientos bailan en la rambla,
no hay lugar para estos pobres espíritus, los echaron del bar.
Flamea la costanera, un relámpago los lleva,
no hay destino conocido, pero queda una botella y hay buena señal.

El embajador salvó su moto,
pero en esta noche sin estrellas,
arden, ellos arden en un espiral.

Nadie quiere que se acabe el baile,
nadie quiere ahora abandonar.
Hay amor eléctrico en el aire,
cinco bestias, a orillas del mar.

Nadie quiere que se acabe el baile,
nadie quiere ahora abandonar.
Hay amor eléctrico en el aire,
cinco bestias, a orillas del mar.

Del mar, del mar, del mar, del mar.

Nadie quiere que se acabe el baile,
cinco bestias a orillas del mar.