Share

Nahuel Briones

Claroscuro

No quiero hablar, prefiero escucharte
porque tu voz es mi primera urgencia.
Con precaución mis manos te recorren,
tu cuerpo es frágil en esta tormenta azul.
Y es tan claro y oscuro a la vez.
Es tan oscuro.

No puedo ver, mis ojos están secos.
Quiero gritar, respiro aire denso.
Si conocés palabras cautelosas
decimelas que esta noche es todo azul.
Y es tan claro y oscuro a la vez.
Es tan oscuro.

Quiero volver a hartarte,
quiero decepcionarte otra vez,
quiero dejar mi voz en el aire.
Quiero despotricar contra tus malos modales,
quiero poder decir que no funcionamos.
Y quiero dejar atrás todas las horas doradas,
quiero volver a mentirte…

No tengo fe, ni siquiera en los Hombres
(para creer no necesito ausencias).
Y si te vas que no sea tan tarde,
no es horario para hacer plegarias.
Y es tan claro y oscuro a la vez.
Es tan oscuro.