El sitio del rock en Argentina 21 años online
Entrevistas

Lud Poynter: "Hace falta un buen mensaje para la gente joven"

La cantante Lud Poynter dejó de lado la banda de rock alternativo que lideraba para volcarse de lleno al pop urbano en su propio proyecto solista.

“Es algo que tenía ganas de hacer –afirma Lud Poynter–. Hace tiempo que tenía unas canciones guardadas especialmente para esto, siempre lo visualicé. En el patio de mi casa jugaba a la cantante, no a la banda de rock. Me veía sola en el escenario, así que siempre fue mi fantasía tener un proyecto solista”.

Con apenas 21 años, ya pisó escenarios fuertes como los de Cosquín Rock, La Trastienda, el estadio Malvinas Argentinas y el Ciudad Emergente. Formó N.H.E.M cuando tenía 14 y se dio el gusto de telonear a Avril Lavigne hace tres años.

Ludmila señala que, como público, le gustan muchos artistas nacionales que hoy no están y siente que hay un gran vacío en la escena nacional, y acerca de lo que puede aportarle a la música argentina agrega: “El proyecto recién arranca e irá encontrando su lugar y mutando conmigo, creo que hace falta un buen mensaje para la gente joven, un poco más de esperanza. Un grito de confianza para las chicas que hoy pisamos tan fuerte. Valoro a los artistas que me contagian esa sensación, por la pasión que le ponen a su arte y porque viven tratando de ser el mejor ser humano posible. Gente que te contagia vibrar”.

Para la producción de su primer EP solista, “Diferente”, convocó al ex frontman del conjunto santafesino Parteplaneta, Luciano Farelli.

“Es un productor de la ostia –asegura–. Desde el primer momento interpretó mi idea, y el peso que tenían las letras lo pasó a la música, a las bases. Coincidimos en el gusto por artistas como MO, nos gusta mucho el último disco ‘Anti’ de Rihanna, y también NIN, que nos sirvió como influencia para el EP. Además, los dos somos fanáticos de la tristeza (risas), nos une la melancolía”.

¿Qué representa para vos este primer EP?

Muchas cosas. Es mi felicidad, mi dolor, mis inseguridades, mis dudas, mi placer, mi aprendizaje, todo. Son mis letras, es mi parte más íntima y también es mi apuesta, mi esfuerzo. Es un primer paso, es empezar de nuevo, es aprender todos los días. Es otra oportunidad, es sanar.

Ya habías hecho un camino largo con N.H.E.M. ¿Cómo repercute tener que volver a empezar desde cero?

No fue fácil. N.H.E.M fue una gran etapa llena de vivencias muy intensas, además de que lo viví siendo una adolescente donde todo te pega el doble. Así que fue como mi escuela, y la mejor primera experiencia que me pudo haber tocado. Había mucha energía puesta en la banda, así que cuando nos separamos me tomé mi tiempo para recargar esa energía, reciclarla de alguna manera y arrancar otro capítulo. Es como un noviazgo, hay que juntar los pedacitos rotos del corazón y ver qué cosa productiva hacés con lo que te pasa. Es difícil recuperar la ilusión.

¿Qué cosas te permitís ahora que antes con NHEM no podías?

En primer lugar me permití descubrirme en el pop que es un estilo que me gusta mucho. Hay muchas artistas que me inspiran como MO, Dua Lipa, Halsey, Tove Lo. Artistas con un estilo urbano que me vuela la cabeza; y ni hablar de la libertad de poder interpretar una canción o modificarla como querés. Ahora el filtro soy yo únicamente, y me encanta ser responsable del mensaje o la sensación que esa canción va a trasmitir.

¿Cómo describirías tu sonido?

El sonido de estos temas es bastante complejo, tiene esta nueva ola de lo urbano. A su vez, es bastante pesado, oscuro, por momentos. Cada base de cada canción interpreta un sentimiento mío en esas letras y me encanta que el sonido acompañe la sensación exacta que tenía al momento de hacer la canción.

¿Estás pensando en un disco Larga Duración?

Estamos trabajando en nuevas canciones y estoy segura que estará listo para 2018. Pienso que va a ser algo muy interesante que invito a todos a investigar, a escuchar. Estamos trabajando en un sonido urbano electrónico pop y dentro de eso buscando nuestro propio estilo. Considero que es para todas las edades, y creo que las letras pueden identificar a más de uno.