El sitio del rock en Argentina 20 años online
Entrevistas

Delfines de Etiopía presenta "Momento tiempo"

Delfines de Etiopía presenta una producción de trece canciones, cuya paleta de colores musicales deja de manifiesto que encasillarse dentro del género reggae no es su estilo.

"Momento tiempo" fue grabado en los estudios Del Abasto Al Pasto; y en una segunda etapa en Tucansoniq, estudio del productor musical de este disco, Martín "Tucán" Bosa (ex Juana la Loca y Attaque 77, actualmente músico de La Franela). El material contó con invitados de lujo como Alejandro "El pollo" Gomez, trompetista de Las Pelotas, que le aportó un brillo particular a la producción.

En su visita por la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, los vocalistas Mauro Caporaletti y Fermín Molinari charlaron con Rock.com.ar para brindar los detalles de esta nueva propuesta que tendrá su presentación oficial el próximo 12 de agosto en Rockin Music Bar.

¿Cuál fue la propuesta de "Momento Tiempo"?

Fermín: Como en todos los discos que venimos haciendo, es una propuesta experimental porque se necesita tomar varios los caminos para llegar a los destinos que uno quiere. En este caso tratamos de que todos vieran la realidad social. Por otra parte, fue un disco que llevó mucho tiempo y dentro de él se agregaron instrumentos y cosas muy nuevas. Ese fue uno de los caminos que elegimos para poder dar un mensaje.

Mario: Se produjo un salto muy grande en cuanto a las nuevas posibilidades técnicas, las cuales obviamente no dudamos en aplicar con el filtro de elegir qué era lo que servía y qué no para sentirnos conformes.

¿Qué concepto une a estas letras?

Mario: Siempre hay un hilo conductor porque se siguen ciertas bases que tienen que ver con los principios y la filosofía de vida de cada uno. Eso no significa que las letras o la música sean exactamente iguales. Al llevarnos tanto tiempo, este material tiene hasta cosas que provienen del anterior. Eso está bueno porque se forma una mixtura bastante considerable de lo que vas a tener para escuchar.

Fermín: En sí es el estilo de la banda llevado a tiempos actuales. Siempre uno trata de expresar y volcar lo que vive, siente o hace.

Hablemos del arte de tapa que es bastante llamativo.

Mario: Lo hicimos medio en conjunto con Mauro Caliri que, además de amigo, es diseñador y pintor. En ese momento tiró unos bocetos y nosotros le agregamos algunas ideas. De eso salió un diseño heterogéneo con muchos colores y cosas que se van mezclando. También hay varios dibujos que representan parte de la realidad, como una persona gritando que tranquilamente podría ser una de las Abuelas de Plaza de Mayo. Estamos completamente seguros de que esto era lo que queríamos y lo mejor es que no nació de un laburo digital, sino de un mural de cuarenta metros que estaba ubicado en nuestra ciudad natal de Junín.

Fermín: Buscamos combinar lo sonoro con lo visual y la presentación del disco en los distintos lugares va a estar relacionado con esta gráfica.

En el video del primer corte se ve percibe una diversidad cultural y musical importante. ¿Cómo se definirían ustedes?

Mario: Nosotros hablamos de un Estilo Delfines porque musical y visualmente la propuesta es muy heterogénea. En este disco vas a encontrar ska, vientos y algo de roots, entre otros. Por eso no podemos definirnos y se ven esos personajes en el video.

Fermín: A nosotros nos llena de orgullo y alegría porque significa que la banda tiene un estilo. Cada integrante, de acuerdo a sus influencias y su forma de ejecución, da como resultado este producto que es Delfines de Etiopía.

¿Cómo ven la movida a nivel nacional?

Fermín: Hay un factor determinante que es la televisión, pero la culpa no sólo tiene que ver con lo que propone sino también del que la consume. Es impresionante que de entre la cantidad de bandas, géneros, artistas y facilidades compositivas que hay, la gente tome, agarre y descarte. La cultura musical en general está bastante deteriorada. A razón de eso, uno trata de colarse en la información que tiene y que puede llegar a dar. Hay quien la recibe y responde; y eso está buenísimo.

Mario: Estamos en un mundo donde la información es inmediata y lo que pasa ahora ya pertenece al pasado. Parte de eso tiene que ver con el título del disco y, si lo comparamos con otro tiempo, denota una decadencia. De todas maneras creo que no podemos quedarnos sólo con la idea de crisis, sino que hay que transformar el momento. Tenemos que saber cómo llegar a la gente y el artista lo debe tomar como un desafío.

El músico también es la voz del pueblo.

Mario: Totalmente, a nosotros nos pasa que hay canciones que vienen del interior de cada uno y otras donde nos preguntamos hasta dónde el artista no es responsable de separarse de cosas como la política y los negocios. El artista está en un lugar diferente y tiene la posibilidad de apartarse y pegar (en el buen sentido de la palabra).

¿Cuál será la propuesta para el show del 12 de agosto en Capital?

Mario: Como va a ser un show propio, la idea es presentar el disco completo y mechar con canciones de materiales anteriores. Por ende, el que venga podrá visualizar la nueva propuesta de la banda y, a su vez, volver atrás en el tiempo.