El sitio del rock en Argentina 21 años online

Andrés Calamaro

El día D

El día de los enamorados torturados no me desperté, hoy quiero dormir,
escribí tantas canciones pensando en vos, pensando en mí.
No soy culpable pero tengo la culpa, no me importa nada,
pero demasiado me importa haber renunciado.
No quedaba otra, pero deshauciado me quedo
y no es una forma de decir, hay que vivirlo para entender,
es como cantar y coserse la boca a la vez.
En la calle del Fez, I never gonna do it without the Fez on
my Steely Dan samurai
mi daikiri de harakiri
mi milonga de poronga triste y sola
(o bien acompañada) no pasa nada.
Pero ese olor a carne quemada es mi corazón,
es mi corazón...
Hay que vivirlo para entender
es como cantar y coserse la boca a la vez.
Todavía tengo marcada tu almohada
a veces oigo voces tuyas que se quejan,
y ahora ¿quién se queja?
Es como quedarse desnudo bajo la lluvia hirviendo
y todos riéndose ja ja ja de mí.
Es como cantar y coserse la boca a la vez.
Matame...y te espero en el cielo.