El sitio del rock en Argentina 21 años online

Andrés Calamaro

Culo sin asiento

Vuelven las heridas a cerrarse
o lo que sea que le haga bien a los corazones.
Oportunidades a montones
o ninguna, o una sola, por cojones.
Ojalá que el puto destino exista
y si no, me vengo el turro y te lo invento
porque no puede quedar un asiento sin culo
no puede quedar un culo sin asiento.
Dame una sola de tus noches calientes
y yo que saco la ropa con todos los dientes
y después fumamos un ratito,
cantamos un ratito,
y volvemos a empezar
y volvemos a empezar
y volvemos a empezar.